Home / Colombia / Día 27: Bogota – Buenos Aires

Día 27: Bogota – Buenos Aires

Este viaje fue planeado hace mucho tiempo. Quería pasarla bien, coger y tener mil anecdotas que contar. Lo que nunca creí que iba a pasar es que me iba a partir la cabeza y me iba a dar cuenta de un montón de cosas que tenía ocultas en mi vida. Cosas geniales que por algún motivo decidí tapar.

Las crisis fueron surgiendo de a poco, tipo avisos. Casí siempre ocurrian arriba de los micros, cuando podía parar para que bajara todo lo que había vivido en cada ciudad. La ultima crisis fue muy fuerte, y no podía parar de sonreir en el micro de Ipiales a Bogota pensando en todo lo que iba a hacer cuando volviera a Buenos Aires. El problema es que eso se tornó muy fuerte y me hizo sentir la persona más miserable del mundo por estar en un lugar en el que no quería. El viaje había caducado. Lo que fui a buscar lo encontré, pero además encontré algo mucho más importante. Me encontré a mi mismo.

Obvio que en esos días de incertidumbre no podía parar de pensar si todo era un error, si simplemente era una etapa que tenía que pasar, y que “como me puede estar pasando esto cuando todavía me falta tanto viaje?”. Pero pasó, y los días también pasaron, y nada mejoró. Solo quería estar en Buenos Aires. El caribe me chupaba tres huevos, and it still does. Claro que ahora me tengo que bancar que todo el mundo me diga “pero como preferis el calor de Buenos Aires a estar en el caribe?”, pero si hubiese seguido el viaje simplemente porque fue lo planeado desde el principio, toda esa felicidad de proyectos por hacer se hubiese convertido en un sentimiento insoportable que me hubiese hecho la persona más infeliz del mundo, pero en el caribe, si.

Una amiga me dijo, “antes de viajar medias el tiempo de una manera, pero en tremendo viaje, me imagino que medis de otra manera, es como una revolución de cosas, y no podés medir el tiempo igual”, y es exactamente lo que siento.

Mientras estaba en el aeropuerto de Bogota, no paraba de pensar en todo lo que había vivido. Hice TODO, chicos, todo lo que se puede hacer en un viaje. Me acordé de cuando salí de Buenos Aires, asustadisimo por llegar solo a la terminal de Jujuy y no saber que hacer, asustado por no tener ni la dirección de un hostel ni nada, y como fui creciendo en todo este viaje. Conocí gente, salí, estuve solo, me sentí mal, la pase increible en el mejor año nuevo de mi vida y empecé a cruzar fronteras a lo loco, y de repente ya no me asustaba llegar a un país y a una ciudad desconocida, y me pareció divertido, y preguntaba y me las arreglaba solo para hacer todo, y sin taxi, chicos! Todo transporte publico, y fue genial porque la persona que cruzó la frontera con Colombia ya no tenía mucho que ver con la que llegó a la terminal de Jujuy con una mochila gigante y miles de miedos.

Llegar a Once y que una señora me venda ajo y especias mientras un tipo grita “breteleeees” me hizo sonreir y sentir que estoy back home.

Como me dijo otra amiga, me fui en un micro trucho pero volví en avion, en muchos más sentido que el literal.

Mi viaje no termina hoy. Empieza hoy, acá en Buenos Aires. Estoy muy feliz de haberme escuchado y haber comprado ese pasaje de vuelta. La mejor plata gastada en mi vida, lejos.

Se acuerdan del post en el que contamos cómo bailamos y cantamos en una iglesia en Sucre? Bueno, finalmente pude subir el video, acá esta! Gracias a todos los que me leyeron en este tiempo, y, aunque no vayan a leerlo, gracias a toda la gente que conocí e hizo que mi viaje fuera una de las experiencias más locas y divertidas de mi vida.

[youtube http://www.youtube.com/watch?v=CrhSr9-kHBs&w=560&h=315]

About Martín Cirio

10 comments

  1. Mauricio Valverde

    ohh ahora lo entiendo todo Martin… jajaaa y repito como me divierto leyendo las memorias del voaje !! jajajaaa y se nota que ustedes son los mas divertidos en la iglesia… !!! un abrazo.

  2. Mauricio Valverde

    y por cierto que es eso rojo que tienes en la boca en la foto de arriba?? es lo que me estoy imaginando ??? jajajajaaaaaaaaaaaaaa

  3. jajajaja, sos un genio Martín, gracias por compartir este viaje conmigo, me divertiste mucho en mi enero en Ramallo. 🙂

  4. El mejor viaje empieza ahora!
    Gracias por haber compartido esta aventura!
    Mucha mierda!

  5. Gracias a todos por haberme seguido todo este tiempo y por los comentarios lindos que me dejan! 🙂

  6. Mami, me encanto tu viaje! Yo quiero!!!! Fue toda una anventura seguirte tus anecdotas!

    Luv ya!

  7. Buenísimo lo q viviste en este viaje, abrazos!

  8. Martin,
    Pedile disculpas a tu mamá por todas las veces que la mencioné (con malas palabras), mientras leia tu diario de viaje. Era inevitable que me arrancaras un
    “que hijo de pu&%!!! no podes hacerme reir asi…”
    o un…
    “te envidio sorete hijo de pu$* por escribir de esa manera”
    pero decile a tu madre que era todo con intención y carga literaria 😛

    Te felicito por la impronta al escribir, por tus gags homofóbicos, que al mismo tiempo reivindican ser quien se te canta ser. (fuera del closet, o dentro del sistema).

    Y te tengo que confesar, que también amé leer a ese Martín que reflexiona por la integridad y entereza de las cholitas Peruanas, o por el lustra botas auto-marginado.

    Te felicito con todas las letras, y espero conocerte pronto en algún “viernes de Moondiola” o whatever… donde se dé…

  9. Hola Pablo!

    Gracias por tu comentario! Sos el amigo de susana majo flor roberta? Me había dicho algo en Masa Critica de un amigo suyo que leyó este blog.

    Los posts de las cholitas peruanas son de Cholita Paceña, no míos 😉 Los míos son todos los que dicen “día xx”

    Abrazo!

  10. Hola. Voy a empezar a leer desde acá. Cuando dejo este mensaje estás en el mar Muerto.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *