Bautismo en el ganges con Daisy May Queen

Seis de la mañana, me despierto sofocada por el calor. Abro la cortina y hay UN MONO CAMINANDO ARRIBA DE LOS LOCKERS. Todos los demás duermen con las cortinas de sus camas cerradas. “Los monos tienen un olfato increíble. Pueden oler comida aunque la tengas en una mochila”, me dijo …

Read More »

El ashram de los Beatles

¿Vieron esos días del orto en los que todo lo que pasa parece UNA BURLA DE DIOSITO? Abro Grindr y hay dos chicos nuevos. Esta vez no inicio conversación pues ni bien llegué a Rishikesh le hablé a todos los extranjeros de Grindr (#Desesperada) y, ¿saben cuántos me respondieron? NINGUNO. …

Read More »

Acosadores seriales: la postal de gusanito.com

– Martín, por favor ven, necesito hablar. Cuatro de la tarde, salgo de la cama y voy al balcón. Ana, la española, está sentada en un puff fumando como loca. – Este gilipollas agregó a una zorra que tiene una cara de pato que no te lo crees. – CONTAME …

Read More »

Curiosa noche

Entra una chica nueva a la habitación del hostel. “Hi, you stay here, no?” (hola, vos estás acá, no?). “¿Sos argentina?”, le respondo, porque con ese acento y ese “no?” de latina indocumentada jamás puede ser algo mayor que PERUANA. “No, soy española, me llamo Ana”. “Ay, ya me parecía”. …

Read More »

Encuentro de los 90s con Daisy May Queen

– Roy, estás listo para irnos a Rishikesh? – Perdón, pero me voy a quedar en Delhi unos días más. Me encanta la ciudad. Me iba a ir ayer y esperé un día más para irnos juntos y ahora me deja plantado, la puta madre. – Te están cogiendo de …

Read More »

Llegada a un hotel de mala muerte

– ¿Martín Cirio? – Sí. – Aguardá unos minutos y te muestro tu habitación. Me siento en la recepción de este hotel llamado KRISHNA PALACE (sí, me fui de lo de Agostina pues me siento mejor y prefiero la acción que me da hospedarme en cuevas). Me encanta que en …

Read More »

Mi experiencia con la muerte

Pasó de repente. Yo estaba toda culta leyendo “It” de Stephen King, se hizo de noche y cuando me acosté me agarró un frío tremendo. Empecé a temblar pero lo asocié al dolor de cabeza por leer casi 300 páginas de un tirón. Me acosté y me tapé con una …

Read More »